CONMEMORACIÓN DE LOS FIELES DIFUNTOS - MONICIONES Y PETICIONES

 

MONICIONES

     

Inicial.   

 

Nos hemos reunido para celebrar la Eucaristía en este día en el que recordamos a todos los fieles difuntos.

 

El recordar hoy a todos nuestros seres queridos que ya nos han dejado, y a todos los difuntos, además de rezar por ellos, debe ser para nosotros una llamada a revisar nuestra vida, tratando de ponerla en sintonía con esa meta a la que todos somos llamados.

 

Vivimos a veces esta vida con tanta intensidad, que parece que esto no va a tener fin, olvidando que es un peregrinar hacia el encuentro definitivo con Dios.

 

Primera Lectura.

(Job 19, 1-23. 27ª)  Nº 2

Escuchamos ahora unas palabras muy antiguas.  Desde el dolor, desde el abandono, desde la más profunda tristeza, Job proclama su fe y su esperanza.

 

Segunda Lectura.

(1 Co 15, 20-28)  Nº 7 

San Pablo nos dice que, la resurrección de Jesús es el primer paso hacia el Reino de Dios, hacia la plenitud que esperamos vivir también nosotros.                          

 

Evangelio.  

(Lc 23, 44-46)  Nº 9

En el Evangelio escuchamos un fragmento de la Pasión según San Lucas, en el que se narra la muerte y resurrección de Jesús. Sometido a una muerte ignominiosa, Dios lo resucita como primicia de los que han muerto.

Puestos de pie cantamos aleluya.

 

PETICIONES